Reseña histórica de la feria

Las Ferias de Cuéllar tienen su origen cuando en el año 1390 el monarca Juan I de Castilla concedió el privilegio a la villa de tener dos ferias anuales, de 20 días de duración cada una: la primera para el 20 de Mayo y otra el 8 de Octubre, con los mismos privilegios que tenían las de Valladolid, merced que es ratificada posteriormente por sus sucesores.

Estas ferias sirvieron como modelo para crear otras como las Ferias de Medina del Campo, y se prolongaron en el tiempo hasta mediados del siglo XX, cuando la oferta y la demanda de la feria se basaba en la ganadería, motor económico de la comarca. A finales de los años 1960 comenzó a perder interés, hasta que fue recuperada en la década de los años 1980 como una convocatoria multisectorial, carácter que sigue teniendo en la actualidad.

Cuéllar: referente comarcal

“Cuéllar es un gran escaparate en el que pueden ver las últimas novedades de nuestras empresas”.

La Feria  de Cuéllar convierte la Villa en un centro de referencia comarcal y provincial, visitado por miles de personas en busca de nuevos productos y nuevas tecnologías, de un espacio para el encuentro.

El objetivo que perseguimos es crear un certamen que sirva como medio de promoción y consolidación tanto para las industrias y el comercio, como para los nuevos emprendedores. Se busca ofrecer un espacio de carácter multisectorial que permita conocer una muestra de los últimos avances en los diferentes campos que el mercado ofrece y potenciar y aumentar el desarrollo económico de nuestra comarca.

Para resolver cualquier duda que pueda tener, a través del correo electrónico ferias@aytocuellar.es o bien en el teléfono 921 140 014.